EL ARTE DE SABER PERDONAR

Le llamo arte a la acción de perdonar, porque es trascender en la conjugación de esa palabra, es comunicar con hechos, es darle forma a una escultura con mala terminación, es la música mientras danzas con las situaciones en la vida, es el cuadro mejor pintado, es el atardecer más hermoso que se pueda ver.
La vida es tan corta y hermosa, para desperdiciarla albergando sentimientos de inconformidad porque una persona no hizo lo que podría darte alegría o felicidad. Si existen situaciones de dolor, en las que muchas personas deciden ennegrecer su ser porque no entendieron que deben de perdonar cuando se ha recibido herida y lo que sintieron fueron ganas inmensas de condenar, de maldecir, e inclusive hasta odiar, sin darse cuenta que se condenaban doblemente a una infelicidad propia.
Perdonar es un arte, es expresar con belleza lo que se dio con dolor, es aceptar que nadie está obligado a dar lo que no quiere, es aceptarse así mismo, es entender que el mundo y las personas son perfectas en su imperfección, es sentirse libre, es mirar a los ojos aquello que un día te hizo llorar, y es decirle aquel que un momento no se supo manejar, gracias porque eso me dio fuerza y hoy soy un gigante.
Perdonar, es sonreírle aquel que hizo brotar una lagrima de dolor, es amar como ama Dios a su creación, perdonar, es Sentirse libre.
Solo aquellos que sean capaces de desprenderse de lo justo e injusto, y puedan ver como la vida le sonríe, de aceparse, de amarse y entender que nadie lo decepciona al punto de poder reflejarlo, han aprendido el ARTE DE SABER PERDONAR

ACEPTA

mujer-libre¿Qué nos da libertad? ¿Qué nos consume?

Nuestra respuesta ante lo que nos ocurre determina el resultado. Si aceptas lo que ocurre desde el lugar de su nacimiento y no desde la posición en la que crees que no puedes hacer nada, de igual manera transformará tu vida por completo.

ACEPTAR transforma tu vida desde su origen, la forma en que reaccionas, la forma en que materializas los miedos, la forma de amar, la formar de orar, la forma de ser agradecido, la forma de seguir, la forma de dar, la forma de recibir y la forma de amar.

ACEPTAR es la mejor respuesta a la vida misma. Si caes en un pozo no te desgastes en la negación, en no creer que estas en el fondo y que al cerrar y abrir los ojos estarás en otro lugar donde sí te gustaría; que es mentira, que no ha pasado eso. Despierta, acepta que caíste, que estas en un pozo y que hay lodo, porque solo en el momento que aceptes tu condición actual serás capaz de superarla y seguir. Al no hacerlo te estarás condenado y la negación misma te hará perder una batalla que puedes ganar.

La liberación la alcanzamos cuando aceptamos, cuando llamamos las cosas por su nombre, cuando somos capaces de ser consciente que hemos caído y que tenemos dos caminos seguir o rendirnos. Seguir, pero con la verdad y con los ojos abierto a que nuestra condición actual no es la final.

Solo cuando aceptas que duele, el dolor se vuelve tu aliado, solo cuando aceptas que estas enfermo, la enfermada se vuelve tu fortaleza, solo cuando aceptas que necesitas ayuda, la ayuda llega, solo cuando aceptas la vida, la vida entera se te manifiesta, solo cuando aceptas que necesitas amor, el amor te envuelve, solo cuando aceptas que necesitas a Dios, te das cuenta que Dios está en ti.

Acalla la voz del mundo y permite que grite la voz del alma, aquella que no habla de lo que te rodea sino de lo que te habita. Acepta y continua, podrás estar no solo un poco más adelante, sino que llegarás a lugares que nunca imaginaste.

Cuando aceptas te liberas, cuando niegas te consumes.

ANCLAR

AnclarteEl cuento “Algo muy grave va a suceder en este pueblo” de Gabriel García Márquez, presenta perfectamente el proceso de anclaje de ideas, conceptos, predisposiciones y miedos que llegan a dirigir la vida de mucho de nosotros.

Este cuento inicia con el presagio de una anciana, que más que presagio fue la forma de ella tratar de expresar que no se sentía como todos los días; les cuenta a sus hijos y estos quedan con la idea “algo grave va a pasar”, a su vez transmiten el mensaje a quienes encuentran y se vuelve una cadena.

Se ancló en sus pensamientos que algo grave pasaría, y lo mínimo que sucedía diferente al día anterior y a todos los días, se le veía como una señal de que era cierto; algo pasaría. Al final sucedió ese algo, el pueblo se descontroló e hizo de un día cualquiera, un caos, porque creyeron tanto que materializaron lo que empezó como una simple expresión o miedo de una persona.

Eso nos sucede, en momentos se nos acercan personas diciendo: “Crees que puedas”, “y tú le tienes confianza”, “creo que no tendrás ningún buen resultado de eso”, “yo siendo tú, no confío ni en mi propia sombra”, “algo malo puede traer esa decisión”, etcétera, etcétera. Terminamos no haciendo ese algo que queríamos hacer, terminamos desconfiando, maltratando lo que está bien, armando muñecos en donde no hay ni siquiera siluetas o simplemente estancados y limitados por lo que otro pudo pensar o creer, por el simple hecho de que dejamos que nos anclara su pensar; el cual no es más que la respuesta de sus acciones, el grito de sus miedos, su propio descontento por su forma de actuar e inclusive la expresión de ese sentir que llamamos envidia.

Mantén tu mente y tus pensamientos fuertes para rechazar esos anclajes, mantén tu confianza y seguridad de las cosas que haces, las que sientes y hacia dónde quieres llegar. Pero así mismo que tu corazón tenga la bondad y el amor suficiente para cuando te lleguen los momentos de ser tú quien se exprese, sea para anclar las cosas buenas que hay en ti y las que has logrado.

FRENTE AL RISCO

9527_1Estas frente a un  risco, no sabes si volver atrás o saltar, se te oprime el pecho, sientes no poder controlar la incertidumbre que te lleva a una ansiedad que descontrola tus sentidos. En ese punto nos encontramos muchas veces en la vida, alguna son sutiles y casi imperceptibles, otras hacen parecer que la vida expira y sientes miedo hasta del aire que respiras, es como si el pecho te ardiera, el corazón palpitara tan rápido que hasta llegas escucharlo en tus oídos, tu cuerpo temblara, tus manos y pies sudaran, ya no vez más tus sueños, ni tus planes, te da miedo verles y ni siquiera llegar a tocar su sombra.

A todos nos pasa cuando nos sumergimos en las ansias de un mañana y el miedo de no saber si viviremos ese mañana, cuando perdemos de vista nuestro horizonte, cuando nos autocondenamos  y cambiamos nuestros sueños por los pesares, dolores, desencantos, desilusiones, por las interrogantes que nos castigan “y si hubiera?” “al menos qué?, por la condenación del mundo al no ser o actuar como se espera; cambiamos todo lo que nos hace feliz por todo aquello que nos hace sufrir. Y es que olvidamos el fundamento de nuestra vida; DIOS.

Nadie está exento de pasar por momentos difíciles y con fuerzas propia no se puede derrotar a Goliat, hay que tener claro que todo lo podremos pero en Cristo que nos da la fuerza, que si hay un sueño sembrado en nuestro corazón es porque Dios hará su obra y este será cosechado en el amor y la fe en él.

Frente a cual  risco te encuentras?, frente al risco de los miedos que te hacen sentir incapaz? Frente al risco de dejar tu casa y dar el paso que sigue? Frente al risco del dominio de tus emociones? Frente al risco laboral?; sea cual sea el  tuyo, te la confianza en que todo estará bien porque Dios está en completo Control, mira tus sueños y abrázalos, siéntelos realizados porque Dios lo ha puesto ahí y prosperará tu camino para que estos den testimonio de su poder.

DAR AMOR

“Que este año des amor”; este fue el deseo que me dieron para este año 2014, de cual estamos viviendo su sexto mes. Y tuve la pregunta por un buen tiempo, cómo doy amor? Qué tipo de amor?

En la biblia encontramos en el libro de corintios la descripción de amor, muchos poetas describen un tipo de amor, un sin número de canciones cuentan del amor, pero aun así la pregunta se hace más presente, porque Amor, Felicidad y Dios son las palabras más comunes en el diario hablar, sin embargo la vida en su verbo aparenta ser mas carente de ellos.

Qué amor puedo dar? Tal vez despojarme de lo que tengo y darlo a los demás? Tal vez sea hacer campañas de apoyo a una causa? Hace actividades benéficas?

Cuando mis pensamientos hicieron silencio, cuando puse a un lado las expectativas y los conceptos de cómo deben ser las cosas, cuando la espera por la recompensa de una acción se ausentó, cuando el calificativo y las diferencias se callaron, cuando los ojos dejaron de ver lo que se quiere y vieron lo que son las cosas, cuando la carrera hacia una meta se detuvo unos pasos, entonces el amor sutilmente empezó a responder.

Dar amor es escuchar sin juzgar, ver sin que la mirada condene, es extender la mano sin pensar cómo beneficiarse de eso, es creer aun cuando nada te de razones para hacerlo, es llamar las cosas por su nombre sin miedo a que ellas no te respondan, es saber pasar el invierno y esperar la primavera.

Dar amor es vivir en esa inocencia que ayuda, que se entrega, que no espera ser reconocida ni venerada, que presta te dice presente, que no pide sola da, que su mirada es más clara que el agua, que estar en su presencia es el respirar del aire puro en la cima de la montaña más alta, que su música son los latidos de un corazón que latente susurra la vida, que sonríe por el simple hecho de sentir paz en su alma, que no toma nada que no sea lo que se le entrega, que no conoce el miedo ni la mentira.

Todos somos capaces de dar ese amor, pero estamos tan ciegos y desesperados buscado fuera lo que llevamos dentro.
Comparto mi deseo, para ti que lees estas líneas, deseo que des amor y que en ese amor la vida dentro de ti despierte.

dar-a-los-demas-fot-ario-wibisonio

 

 

CORRER LA CARRERA

Está a poco de iniciar la carrera, el atleta se prepara, disciplina sus hábitos, practica, se enfoca en el objetivo de estar en condiciones para dar el todo por el todo cuando se de la señal de arranque. Estando en la pista, solo tiene proyectada la meta, solo tiene una dirección. Qué pasaría si se distrae por un segundo? Qué pasaría si se detiene? Qué pasaría si pierde el enfoque?

Cada uno tiene sus carreras para correr, y estas tienen su nombre, tienen un tiempo e implican un compromiso. Cada día debes hacer algo que te acerque más a esa meta, a ver ese banderín que indique que lo has logrado. 

Durante ese tiempo dejas de hacer muchas de las cosas habituales, e inclusive puedes alejarte un poco de las personas que te quieren y del entorno social, porque necesitas dar el todo por el todo para llegar. 

En esos momentos la mejor forma de recibir apoyo, es que te entiendan cuando acuerdas juntarte con tus amigos y sin intención de faltarles simplemente no pudiste llegar o escribir y no te das cuenta hasta que se presenta frente a ti, expresándote un simple “aun te espero”.

 Todo es temporal, por esos los proyectos tiene calendario por actividades, días para ser ejecutados, los recursos y el personal responsable; y solo tienes que entender que es un tiempo de trabajo intenso para mejora de la empresa y sus procesos. Así mismo pasa con las metas y objetivos de cada uno como persona, tienen su tiempo, necesitan de recursos, te obligan a modificar tus hábitos y disciplinarte, a trabajar dando un poco mas de ti, y la única diferencia es que la responsabilidad de que se logre solo es TUYA. 

Por eso entiende cuando un amigo solo necesita que le apoyes en el silencio y con un “aquí te espero”, sin que lo juzgues porque no ha podido estar como siempre; el mundo da vueltas  y puede que mañana te encuentres tú en su lugar.

CIEN Y LUEGO RESTAS O CERO Y LUEGO SUMAS

“El Caballero, la Bruja y el Rey”  es un cuento sobre un caballero que por salvar a su Rey hace un trueque con una bruja de poco agrado para el pueblo; Cásate conmigo, es el pago por salvar al rey, así le dice.

Todo aparentaba ser un enorme sacrificio, la bruja era una persona de poco agrado y a pesar de todo eso,  aquel caballero la desposó; puedo ésta ser el ser más feo sobre la tierra, apestosa y harapienta, mas sin embargo la trató con respeto, con gentileza y con fidelidad de principios. En el momento en que se encontró a solas ella se transformó en una mujer con tal belleza que lo enmudeció y su cuerpo desprendió olor parecido al jazmín.

Otra historia parecida al cuento es la película “La Niñera Mágica y el Big Bang”.   La ninera Mcphee de espantoso aspecto, con verruga, pasada de peso, de dentadura horrible y le daba miedo a los niños. El propósito de ella era disciplinarlos, que hagan sus deberes, que respeten, que se toleren entre ellos. Cada vez que ellos lograban un buen comportamiento la niñera Mcphee perdía una verruga y poco a poco su apariencia dejó de ser la espantosa que tenia cuando llegó a la casa.

En ambas historias lo bello de esas mujeres fue mostrado como recompensa al trato, al respeto, a la aceptación y a la tolerancia de aquellas cosas que no eran agradables ni a la vista ni a la relación con la cual se iniciaron.

Hoy en día se espera que la persona regale lo mejor de sí, que se presente solo con las cualidades bonitas y agradables; no se desea conocer ni tolerar las cualidades poco agradables. Empezar con 100 y luego ir restando.

Que alguien pueda disfrutar de lo bueno que guardas, que alguien pueda conocer la maravillosa persona que eres, que alguien pueda admirar tu bella interior, debe de ganárselo. No se puede desear solo lo bueno sin logar tolerar lo que no es bueno. Mejor suma mientras vas conociendo a una persona, si restas es porque te acercaste solo por aquello que viste bueno, mas no eres capaz de tolerar sus imperfecciones.

Cien y luego restas o cero y luego sumas; la segunda opción crea relaciones mas estables en el tiempo y afianza sentimientos en los momentos en el que el mar domina tus olas.

Anteriores Entradas antiguas